Sus habitaciones dobles están decoradas de forma muy singular, camas con dosel, paredes de piedra, que aportan un ambiente calido y romántico. Las estancias reciben nombre propio, haciendo referencia a cada una de las Islas Baleares.

Disponen de aire acondicionado, tv vía satélite, calefacción, secador de pelo, caja fuerte, teléfono, bañera. Además algunas de ellas disponen de jacuzzi y terraza independiente.

Posibilidad de servicio de lavandería, cuna y cama supletoria, bajo petición.